sistemas microinformaticos y redes

Ciclo Grado Medio: Sistemas microinformáticos y redes

En el ciclo formativo de grado medio en Sistemas microinformáticos y redes, aprenderás el montaje y gestión de redes informáticas, así como el montaje y reparación de equipos. Se trata de un ciclo formativo con gran salida tanto para continuar los estudios como para incorporarse al entorno laboral.

¿Qué ofrece Tame?

 

INSTITUTO PRIVADO

Grupos reducidos: máximo 20 alumnos por curso.

Atención personalizada

Desde 1981 en Mislata

El centro forma parte de las siguientes organizaciones:

 

Plan de formación

 

Primer curso:

  • Montaje y mantenimiento de equipos
  • Redes locales
  • Aplicaciones ofimáticas.
  • Sistemas operativos monopuesto.
  • Formación y Orientación Laboral.
  • Inglés.

Segundo curso:

  • Sistemas operativos en red.
  • Seguridad informática.
  • Servicios en la red.
  • Aplicaciones web.
  • Empresa e iniciativa emprendedora.
  • Inglés.
  • Formación en Centros de Trabajo: 380 horas.
Titulación que se obtiene

TÉCNICO EN SISTEMAS MICROINFORMÁTICOS Y REDES

¿Cómo se accede al grado medio?

Acceso directo:

  • Otras titulaciones equivalentes a efectos académicos.

Acceso mediante prueba:

  • Sin cumplir ninguno de los requisitos académicos, tener diecisiete años de edad o cumplirlos durante el año en curso y superar la correspondiente prueba de acceso.
Al finalizar el grado medio, ¿Qué puedo hacer?

Trabajar:

  • En puestos del sector que se dediquen a la venta, distribucion y reparación de equipos informaticos, redes y cualquier servicio de informática general.
  • También como parte del sector informático de la empresa o en entidades de cualquier importancia y sector que se sirven de sistemas microinformáticos y redes de datos para su gestión.

Continuar estudiando:

  • Un ciclo superior, tras aprobar la prueba para acceder al mismo.
  • Cursos de especialización.
  • Cursar bachillerato de cualquier especialidad.
¿Cuáles son las salidas profesionales?
  • Instalador de sistemas informáticos
  • Técnico en soporte de sistemas informáticos
  • Técnico en redes.
  • Reparador de periféricos de sistemas microinformáticos y redes
  • Comercial de productos del sector.
  • Técnico operador de asistencia a distancia.
  • Técnico de sistemas.
Importe del curso 2018 - 2019

 

MODALIDAD PRESENCIAL

  • MATRÍCULA  del curso 100 euros. Antiguos alumnos del centro 100 euros.
  • Cada uno de los dos cursos que componen el ciclo tiene un coste de 2.350 euros.
  • Se puede abonar: al CONTADO con un descuento del 5%, o en 10 CUOTAS de 235 euros

MODALIDAD DISTANCIA/SEMIPRESENCIAL

  • MATRÍCULA 100 euros
  • Cada uno de los dos cursos que componen el ciclo tiene un coste de 1.600 euros
  • Se puede abonar al CONTADO con un descuento del 5%, o en 10 CUOTAS de 160 euros

 

 

 

Vídeo del centro

La velocidad de una conexión Wi-Fi depende de muchas cosas. No hay duda de que el servicio que tengamos contratado con nuestro proveedor y el router determinarán el valor máximo que podremos alcanzar, pero este puede reducirse de forma significativa por diversas razones.

Hace unas semanas descubrimos cinco cosas que pueden destruir casi por completo nuestra conexión Wi-Fi, y hoy vamos a conocer otras cinco que tienen un impacto menos rotundo pero que pueden llegar a reducir de forma significativa la velocidad de nuestra red Wi-Fi.

En cada apartado os dejaremos una solución que os permita resolver de una manera sencilla el problema en concreto. Hay casos en los que podremos salir del paso sin tener que gastar dinero, pero también hay otros en los que la mejor opción es realizar una pequeña inversión si queremos mejorar, de verdad, la velocidad de nuestra conexión.

Para seguir leyendo la noticia en la web original pulse AQUÍ

De Java a Kotlin. Parte 2: Sintaxis básica

En el capítulo anterior de la serie de artículos, De Java a Kotlin, vimos una pequeña introducción al lenguaje Kotlin y cómo se diferenciaba un HelloWorld en Java de uno en Kotlin.

En este capítulo vamos a ver el IDE que utilizaremos a lo largo de toda la serie de artículos, así como la sintaxis básica del lenguaje.

 

IntelliJ Idea

El IDE IntelliJ Idea en su versión Community Edition es una herramienta perfecta para trabajar con el lenguaje Kotlin. Se puede descargar desde la página oficial de JetBrains.

Si alguna vez has trabajado con Android Studio verás que se trata del mismo IDE ya que Android Studio se basa en IntelliJ IDEA más el plugin de Android.

 

Crear un proyecto

Como se puede observar en la figura 1.1 que tenemos a continuación, al empezar un nuevo proyecto en IntelliJ IDEA nos aparece la siguiente ventana donde se nos permite elegir el tipo de proyecto que vamos a crear. Para esta serie de artículos vamos a crear un proyecto Kotlin basado en JVM. Para ello vamos a seleccionar la casilla que nos dice Kotlin(Java) dentro del apartado de Gradle. En las siguientes ventanas se nos preguntará el nombre del proyecto el cual hemos puesto HelloKotlin.

Create project IntelliJ

Figura 1.1

Una vez creado el proyecto nos aparece una estructura muy similar a la que aparece en un proyecto de Gradle y Java. Sólo que ademas de aparecer la carpeta Java dentro de src/main, también aparece una carpeta de nombre Kotlin. No es necesario poner el código de Kotlin en la carpeta con su nombre, se puede añadir código Kotlin dentro de la carpeta Java, aunque por claridad es preferible mantener cada código en su carpeta.

 

Crear una clase o archivo Kotlin

Al hacer clic con el botón derecho del ratón encima de la carpeta src/main/Kotlin, nos aparece un menú en el que debemos elegir la opción de “New” y en el siguiente submenú elegiremos “Kotlin File/Class”. Le daremos el nombre de HelloKotlin y elegimos el tipo a “Class” en la nueva ventana que nos aparece al crear el archivo.

 

Definir paquetes

A la hora de definir los paquetes, al igual que en Java colocaremos la palabra package delante del nombre del paquete en la parte superior de la clase Kotlin.

package test

class HelloKotlin {

}

No es necesario hacer coincidir los nombres de los paquetes con el directorio donde se encuentra el archivo. Aunque por claridad es costumbre colocar cada archivo en el paquete correspondiente a su directorio.

 

Definir funciones

Las funciones en Kotlin se declaran con la palagra reservada “fun” seguida del nombre de la función. Después entre paréntesis colocamos los atributos que necesita la función. Tras los atributos colocamos dos puntos “:” y el valor que retorna esa función. Para que veáis la diferencia entre Java y Kotlin. Las siguientes funciones son equivalentes:

Java:

public int sum(int a, int b){
    return a+b;
}

Kotlin:

fun sum(a: Int, b: Int): Int {
    return a + b
}

Como se puede observar en Kotlin el modificador por defecto es public por lo que no es necesario colocarlo antes de la palabra fun.

También notar la diferencia entre los atributos de la función en Java y la función en Kotlin. En Kotlin se declara el nombre de la variable primero seguido de dos puntos y el tipo de variable. En este caso es un Int (a diferencia de int con minúscula en Java).

La palabra return funciona igual en Java que en Kotlin.

Una última cosa a fijarse es la ausencia de “;” en el código Kotlin. Ya que son opcionales aunque preferiblemente los evitaremos por convención.

Las funciones en Kotlin si devuelven un valor y el código que contienen no supera una línea. Podemos igualar la declaración de la función al valor que devuelve, por ejemplo:

fun sum(a: Int, b: Int) = a + b

Al tratarse de una igualación, ya no colocamos la palabra return y podemos obviar el tipo que devuelve la función ya que se infiere del valor que devuelve la operación de a+b en este caso.

En caso de que una función no devuelva ningún valor. El código en Java y Kotlin sería:

Java

public void printSum(int a, int b){
    System.out.println("sum of "+a+" and "+b+" is "+(a+b));
}

Kotlin

fun printSum(a: Int, b: Int) {
    println("sum of $a and $b is ${a + b}")
}

Como podéis observar la palabra reservada void en Java que denota que la función no devuelve ningún tipo de valor, en Kotlin la palabra clave reservada equivalente sería Unit, aunque no es necesario ponerla cuando no se devuelve un valor.

 

Conclusión

Como podéis observar el código Kotlin parece menos cargado y más fácil de entender. Ademas de ofrecer más opciones a la hora de escribir código que Java.

Bueno por hoy es bastante Kotlin-Java. En el próximo artículo veremos como se declaran variables, comentarios y se utilizan condicionales.

De Java a Kotlin – Parte 1

Kotlin Logo

Desde Instituto Tame queremos ayudar a nuestros alumnos de Desarrollo de aplicaciones multiplataforma, a conocer los distintos lenguajes de programación que más se utilizan en la industria. Con este fin empezamos este conjunto de entradas, llamadas “De Java a Kotlin”. En éstas cubriremos las nociones básicas para entender el lenguaje Kotlin desde un punto de vista de un desarrollador Java.

Para empezar debemos conocer que es el lenguaje Kotlin y cuáles son sus características. Kotlin se trata de un lenguaje de programación creado por JetBrains (Los creadores de IntelliJ Idea o GoLand), pensado para trabajar en múltiples plataformas. Entre estas plataformas se encuentra la JVM (Máquina virtual de Java) o la capacidad de compilar el código Kotlin a JavaScript.

En estos artículos nos centraremos en la capacidad de Kotlin para funcionar sobre la JVM. Gracias a esta capacidad, es posible utilizar librerías Java en nuestros proyectos de Kotlin. E incluso es posible mezclar clases Java con clases Kotlin dentro del mismo proyecto.

 

Kotlin Ventajas

Se reduce drásticamente la cantidad de código que debemos escribir. Lo que nos permite programar de una forma más rápida.

Se trata de un lenguaje seguro ya que evita una gran cantidad de errores a la hora de programar, como el conocido NullPointerException (También conocido como “The billion dollar mistake”) al separar la posibilidad de que una variable sea nula o no antes de compilar.

Como hemos comentado antes es totalmente interoperable con Java. Lo que nos permite utilizar librerías creadas para la JVM, Android e incluso el explorador.

Dispone de multitud de herramientas para programar. Soporte total por parte de los IDE, como por ejemplo IntelliJ IDEA o Android Studio.

 

Introduccion a Kotlin – Hello World en Java y Kotlin

El siguiente código es el necesario para ejecutar un HelloWorld en Java.

public class HelloWorld {

    public static void main(String[] args) {
        System.out.println("Hello, World");
    }

}

Y este código sería el necesario para ejecutar un HelloWorld en Kotlin.

fun main() {
    println("Hello World")
}

Como podéis observar se trata de un código mucho más corto y fácil de entender. Kotlin al tratarse de un lenguaje que evita en todo lo posible el “boilerplate” (código innecesario y repetitivo), se convierte en un lenguaje mucho más preferible para aprender a programar que Java. Por ejemplo en un simple HelloWorld de Java es necesario explicar que significan las palabras class, public, static, void, String[] o al menos el alumno se puede llegar a preguntar que quieren decir, cuando en un principio no es necesario que se fije en esos conceptos al aprender a programar.

También es importante fijarse que no se declara la función main en Kotlin dentro de una clase si no que se declara como función de primer nivel en cualquier archivo con extensión “.kt”.

Otra diferencia entre los dos lenguajes es que en Kotlin no es necesario pasar argumentos a la función main, aunque si que es posible.

Y por último aunque no menos importante, la función para escribir texto en la consola es mucho más corta en Kotlin que en Java (println() contra System.out.println()).

 

Conclusión

Con esta pequeña introducción al lenguaje terminamos esta primera entrada sobre Kotlin. En la próxima entrada veremos los conceptos básicos del lenguaje como definir paquetes, clases y variables.

Para más información podéis entrar en la página oficial de Kotlin – kotlinlang.org donde encontraréis toda la documentación oficial e incluso un “playground” donde probar el lenguaje sin necesidad de descargar ningún IDE.

Más información