Kali Linux es la distribución GNU/Linux especializada en seguridad informática, con alta capacidad para realizar tareas de auditoría, test de penetración y análisis forense.

El responsable de su desarrollo, Offensive Security, publicó hace unos días la última actualización para este año con varias novedades. La más comentada ha sido el ‘Kali Undercover’, un tema tema diseñado para aquellos que trabajan en lugares públicos o entornos laborables y no quieren que terceros descubran que está trabajando con esta distribución.

Aunque el sistema se usa ampliamente en entornos profesionales por investigadores de seguridad, interesados en analizar la seguridad de equipos o la posible vulnerabilidad de una red determinada en algunos ámbitos se cree que facilita las tareas de hacking y no siempre con las mejores intenciones. Es por ello que esta versión Kali Linux 2019.4 incluye un tema especial que transforma su entorno Xfce en un escritorio que se asemeja en el apartado visual a Windows 10.

Para seguir leyendo la noticia en la web original pulse AQUÍ